Kaspersky lanza máquina de votación basada en blockchain

32

La empresa de seguridad cibernética Kaspersky Lab reveló esta semana un nuevo tipo de máquina de votación basada en blockchain utilizando Polys, el sistema lanzado en noviembre de 2017 diseñado para ser una forma efectiva y segura de votar en línea.

La prevención del fraude electoral con sistemas de votación basados en blockchain ya ha sido explorada por algunos gobiernos. El primer país que utilizó uno en una elección fue Sierra Leona, que registró aproximadamente el 70% de los votos emitidos en la blockchain en 2018. Más recientemente, el Comisionado Jefe de Elecciones de la India anunció que sus ciudadanos votarían con blockchain.

Dado que los Estados Unidos y otros países siguen dependiendo de las papeletas de papel para varias elecciones, la alternativa desarrollada por Polys puede ofrecerles a los votantes la conveniencia de cumplir con su deber cívico en la comodidad de su propio hogar con la seguridad de una criptotransacción.


Lea también: BLOCKCHAIN Y ELECCIONES, LA NUEVA FRONTERA


Roman Aleshkin, jefe de proyecto de Polys, explicó los beneficios sobre los métodos tradicionales de votación: “Al hablar con nuestros clientes, comprendemos los problemas e inconvenientes que enfrentan al organizar la votación con papeletas. Como vemos en nuestra plataforma Polys, el voto electrónico puede resolver algunos de estos problemas, permitiendo más posibilidades de participación a distancia e incluso aumentando la participación de los jóvenes”, dijo.

¿Y cómo funciona todo? Según Polys, los votantes recibirán códigos QR o tokens. Estos pueden ser escaneados, permitiéndoles emitir sus votos en una de las nuevas máquinas de votación. En criptotérminos, las elecciones que se realicen con este sistema funcionarán como la tecnología de registro mayor distribuido; el voto estará encriptado, mientras que el vínculo entre el votante que lo emitió será verificado. Los votantes podrían entonces confirmar que su voto había sido registrado en la blockchain.

Este método reduce la probabilidad de fraude al verificar que cada votante recibe solo un voto por cada elección. También eliminaría la necesidad de muchos centros de votación en los centros urbanos donde las conexiones de Internet son más fiables, reduciendo aún más los costos.

(Con información de CoinTelegraph)

Los comentarios están cerrados.